Print Friendly Version of this pagePrint Get a PDF version of this webpagePDF

domingo, 6 de noviembre de 2011

De nubes y paracaídas

Cada vez que alguien tiene que efectuar una presentación no me canso de repetirle y explicarle, yo que soy moderna y 2.0,  la necesidad de grabarla en varios dispositivos y formatos "por lo que pueda pasar". Siempre digo, llévala en un dispositivo de memoria flash, en un CD, en el disco duro del portátil y en la famosísima nube llamada a resolver todos nuestros problemas (no olvides un pdf de rescate que puede sacarte de más de un apuro).

Ante las teclas, iba a explicar mi participación en la mesa redonda de salud 2.0 en la III Jornada de Asenhoa en Jaén, la preparación, el desarrollo y las conclusiones pero no puedo resistir, contaros (mis colegas de la #comidablogosferica me animaron a hacerlo) como una sucesión de casualidades y despropósitos casi acaban conmigo el pasado 25 de octubre. Sí, me fue de un pelo salir "a pelo"ante un auditorio de 250 personas ávidas de escuchar a unos profesionales subid@s a la salud 2.0.
Confesaros que raramente tengo las presentaciones acabadas con antelación y me gusta tocarlas y retocarlas hasta el último momento (maniática e inconformista que es una). Así, iba yo con el tiempo justo (ninguna novedad en mi día a día) y antes de apagar el PC del despacho, decidí grabar el ppt inacabado en un pendrive y subirlo a mi Dropbox por si acaso. Salí pitando para casa, 3 trapos a la maleta y de camino al aeropuerto, tiempo justo para pillar el portátil bajo el brazo y darme cuenta que mi pendrive había quedado olvidado en el puerto USB del PC. Me dije, tranqui Mònica, la presentación está en Dropbox, esa nube siempre accesible, siempre disponible. Cuando abra el portátil se sincroniza, la acabo y ya está, ningún problema!!! 
Ya sentada en el avión, abrí el superMac y... la presentación no estaba en Dropbox, horror!!!!! Las prisas no no son buenas compañeras y al no pincharlo a Internet no le había dado la oportunidad de sincronizarse. Curiosa situación: volando entre las nubes y mi presentación perdida en la nube... 

Vino a buscarme un taxista simpático al aeropuerto de Granada, tomamos una carretera desierta entre lo que dijo eran olivos (a través de la ventanilla negro, negro a derecha e izquierda) y yo, ya nerviosa en el asiento trasero abrí mi portátil, generé una wifi con el móvil y pensé: ahora sincronizo Dropbox, la presentación a mi disco duro y todo a punto, para antes de irme con Morfeo, rematar la faena, así de fácil... o eso creí yo.
Desagradable sorpresa y vuelco al corazón viendo en la pantalla el mensaje: Se ha quedado sin espacio, no se puede sincronizar !!!! Sudor frío, taquicardia y nervios, nervios de verdad... ni nubes ni o**** NO TENÍA PRESENTACIÓN. Y así, en la parte trasera de un taxi que circulaba a toda velocidad por la carretera más negra que nunca he visto camino de Jaén, llamé a Xavier Iglesias (marido sufridor, humano con los pies en el suelo y mi apoyo en muchas tesituras) para que le pusiera un paracaídas a mi presentación y me la hiciera llegar hasta mi disco duro, sana y salva.
Y a oscuras, con mi mente en ebullición, se encendió una luz: yo, chica ON donde las haya, un día antes había creado una carpeta a mi mamá (tecnológica ella a sus más de 70) pusiera allí álbum y fotos de su último viaje. Y siguiendo mis consejos sobre guardar, proteger y "backupear" la información digital, por lo que pueda pasar, pensó: pongo todas las fotos en la cajita y así no se pierden.
Cena pre-Asenhoa:
Rosa, Antonio, Serafín, Toñi, Laura, Ángela, Olga, Mònica, 

Andoni y Carlos
Llegué a Jaén, nos perdimos con el taxista y volvió a mi la sonrisa al encontrarme con Olga, Antonio, Rosa, Andoni, Carlos y Serafín. "Cena Mónica, come algo que es tarde" me iban diciendo mientras yo tenía retortijones pensando en mi NOpresentación...
Y ya de madrugada, tras DM's varios, Xavi (un solete!) le puso el paracaídas al ppt que esperaba en la nube y pudo tirarse a mi disco duro. Aterrizó, lo acabé y quedó listo para el día siguiente.
Ya en Asenhoa, con la serenidad de la presentación en pendrive, disco duro y nube, desmontamos la mesa muro del auditorio, repartimos nubes y caramelos a los asistentes y disfrutamos con las experiencias de aventurer@s que buscan mejorar aprovechando sus actitudes 2.0.
Momento raro, raro al ser la telonera no enfermera (quizás la única médico en la sala?) de las generalidades, del enamoramiento y del contagio de entusiasmo para dejar a mis compañer@s de mesa una audiencia preparada para recibir "ojiplátic@s" esta ventana abierta en el escenario. Os dejo la presentación paracaidista que recuperé y un millón de gracias a Serafín por dejarme participar en el evento, un placer en todos los sentidos.

Y no podía acabar el post (que me ha salido larguito...) sin una moraleja: por precaución, conocedora de la nube y sus veleidades, me vuelvo a llevar las presentaciones en pendrive, disco duro, nube e.... impresas en hojas de papel, que en situación extrema me sirvan de guión para enfrentarme con una sonrisa ante la audiencia.

Así, echando mano del refranero español me aplicaré aquello de:
consejo vendo y para mí no tengo

Hoy 14 de febrero de 2012, día de San Valentín, descubro el checklist definitivo para no olvidarte nada cuando acudes a una presentación de mi amigo @ArtePresentar. Para que no os pase a vosotros, aquí van consejos y recomendaciones para no olvidarse nada.

12 comentarios:

  1. Casi muero del infarto leyéndote .... ¡que susto! ....
    En varios sitios, con varias posibilidades, respirar, optimismo y .... los amigos y la familia, es "obligatorio" hacerlos 2.0 jajajaja

    ResponderEliminar
  2. Tuve la suerte de escuchar la presentación.
    Genial, como siempre Mònica.

    No necesitas ninguna nube, tú eres un anticiclón.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Ayyyy! Qué angustia!!! Pero te diré que, en previsión de ese tipo de cosas, también las sincronizo con gdocs y, en ocasiones, con skydrive. ¿Resultado? un Síndrome de Diógenes pero en digital, con archivos repetidos en múltiples nubes y discos duros que son un apéndice de mi; algunos de éstos que, a pesar de todo eso, no aparecen. Así que, buen consejo...

    ResponderEliminar
  4. Yo he tenido la suerte de escuchar la historia de boca de la propia protagonista..jaja! Mònica, lo explicas genial pero en vivo la historia gana!

    Vista la presentación, enhorabuena.

    Seguiremos el consejo

    ResponderEliminar
  5. jajajaja!!! Te ha faltado un detalle... la opcion B. Salir al ruedo en bolas con nosotros. Ese plan habria sido muy disruptivo y habria provocado un jamacuco en Serafin.

    A parte de la broma, es un placer compartir con todos vosotros mesas como la de Jaen, como la de Cadiz o la que sea... con presentacion o sin ella.

    PD: Me encanta tu madre!!

    ResponderEliminar
  6. El caso es que cuando estábamos en la cena y me lo estabas contando, en primer lugar pensé "¿Para que traer a esta mujer a Jaén, yo pensaba que era #gurusa?", jajaja.
    El caso es que como dice Juana, la historia es de infarto, pero me quedé con las ganas de escuchar hablar a Mònica Moro sin presentación, porque digo yo ¡No la necesitas! Lo importante es lo que dices y cómo lo dices... A ti no te hace falta presentación mujer!
    Un abrazo y fue un placer volver a verte!!!!

    Nos vemos pronto (espero).

    ResponderEliminar
  7. Jjajajaja, hubiera sio un punto... yo creo que todos pensamos eso un poco antes o despues (incluso constantemente...)
    PEro tu eres una turbogurusa¡¡¡
    Te salio... vamos... estupendo es poco...
    Un abrazo¡¡

    ResponderEliminar
  8. La verdad es que el otro día me acordé de tí: me olvidé en casa el discurso que tenía que dar en la boda de mi hermano. Gracias a Dios lo había guardado en el dropbox y le robé al maitre su ordenador para imprimirlo.

    ResponderEliminar
  9. Me da susto leer el post, porque yo voy a todos sitios sólo con el pendrive y un día me voy a llevar un disgusto... no tengo plan B, ni C, como tu
    Me ha encantado la presentación.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Wapa! Sólo quería decirte lo que ya te he dicho en alguna que otra ocasión! Te admiro, eres unos de mis ejemplos a seguir por tu energía, vitalidad, capacidad para transmitir todo éso a quien tiene la suerte de poder escucharte y ésto... uffff!!! Es una muestra más de lo muchísimo que vales!!!!! :)

    Creo que en tu situación yo hubiera entrado en colapso...

    Un besote enoooooooooooorme!!!!

    ResponderEliminar
  11. Hola Mónica:

    ¡Increíble la tensión que mantienes hasta el final de tu relato! Nos alegramos de que finalmente todo quedara en un susto y pudieras disponer de tu presentación “ppt” en la III Jornada de Asenhoa. En Merck España también hemos empezado a dialogar y sugerirnos en el entorno 2.0, así que nos gustaría invitarte desde estas líneas a que conozcas nuestras recién estrenadas plataformas online: el perfil de Twitter @mercksalud y nuestro blog (http://www.elblogdemercksalud.es), con el que esperamos tomar el pulso de las expectativas y sugerencias de nuestros usuarios.

    Estaremos encantados si nos visitas y compartes tus experiencias con nosotros.

    Muchas gracias por tu aportación y un saludo,

    ResponderEliminar
  12. No había llegado a leerla Mónica!

    Me encanta tu entrada. Aunque estuvimos poco rato en Sevilla, espero pronto nos podamos ver...lo importante seguir compartiendo.

    Enlazo tu blog a mi/nuestra red social, aún recién nacida, pero no os quepa duda que habéis tenido mucho que ver en que me una a esta nueva aventura.

    Muchas gracias y Felicidades!

    Juany.

    ResponderEliminar

Puedes añadir el post a tu libreta: